MENÚ
VIGILADA MINEDUCACIÓN
SNIES 1804
+57 3853400

Betsy Villa viajó con un maleta llena de sueños, ilusiones y con la incertidumbre de conocer como era ese nuevo mundo al que se enfrentaría. Fue recibida en la cuidad de Karlsruhe, que al español traduce 'El reposo de Carlos', por un amigo que había viajado unos meses antes, que la recogió en el aeropuerto y la ayudó a organizar sus cosas.

 

Acostumbrarse a las rutinas de esta ciudad alemana y a ubicarse en ella, no fue nada fácil para esta barranquillera, que acostumbraba a tomar “El Sobusa” todos los días para ir a la universidad.

 

“Al principio tuve problemas con el cambio de horario y la ubicación en la ciudad. Google maps fue mi mejor amigo en esos días. Con el pasar del tiempo fui aprendiendo todo y empecé a mejorar mi alemán”, comenta Villa.

 

Pasar de saludar dando un beso en la mejilla, un apretón de manos y a veces 'tomar el pelo' a las personas, a decir solo un hola, fue uno de los choques culturales a los que se enfrentó esta ingeniera, pues afirma que le costó tiempo ser parte del grupo social de los alemanes con los que trabaja.

 

“Hay algo a lo que todavía no me acostumbro: la manera de saludar o despedir aquí es muy diferente. Por lo general la gente solo llega y dice hola, nosotros estamos acostumbrados a dar un abrazo o un beso en la mejilla. A veces no sé cómo saludarlos o despedirme de ellos”, expresa.

 

Betsy Villa (2).jpeg

 

Su experiencia como estudiante becada.

Betsy Villa es una ingeniera mecatrónica de 26 años egresada de la Universidad Autónoma del Caribe. En 2014, junto a un grupo de estudiantes del programa y la profesora Julie Berrio, participó por una beca financiada por el gobierno alemán, llamada: Becas de viajes de estudio para estudiantes colombianos.

 

“Fuimos el primer grupo de la universidad en obtener esta beca. De ese viaje recuerdo que tuvimos la oportunidad de conocer un centro de nanotecnología, laboratorios con la mejor tecnología en robótica y automatización y la visita a diferentes universidades y centros de investigación en Alemania”, cuenta la ingeniera.

 

Esa experiencia cambio la visión que tenia Betsy y sus compañeros sobre la mecatrónica, todos tomaron rumbos direfentes. De ese grupo, ella y otro ingeniero estudian becados en el Máster Internacional en Ingeniería Mecatrónica de la Universidad de Ciencias Aplicadas en Karlsruhe, Alemania.

 

Una parte de sus compañeros están en otros países como Francia, Costa Rica y Australia, terminando sus especialidades, y los demás están trabajando en Barranquilla.

 

“Recuerdo con mucho cariño nuestra primera competencia de robots, era la primera vez que hacíamos un proyecto de esta índole. Todos nos reunimos en una casa para ayudarnos y al final todos pudimos presentar nuestros robots un 7 de diciembre en horas de la tarde. Ese día prendimos velitas en la universidad”, relata Betsy.

 

El modelo de educación alemán es muy diferente al colombiano. Este fue otro cambio al que le tocó adaptarse a la joven barranquillera, puesto que los profesores de este país solo van e imparten su clase. No hay control de asistencia, trabajos, consultas, ni nada por el estilo. Al final solo hacen un examen de todos los temas dados.

 

“El sistema de calificación también es diferente mientras en Colombia es de 1 a 5, siendo 5 la mejor nota, en Alemania también es de 1 a 5 pero 5 es la calificación más baja, aquí necesitas un 4 para aprobar la materia. Todavía no entiendo como los profesores califican los exámenes pero lo importante es aprobar”, asegura.

 

Su máster ha sido totalmente en alemán y ha sido dificíl. Cuenta que una cosa es hablar en alemán y otra cosa es hablar sobre robótica, matemáticas o sistemas mecatrónicos en este idioma. ”A los mismo alemanes se les dificulta. Ha sido un proceso bastante largo y me ha tocado estudiar juiciosa todo el tiempo”, señala Betsy.

 

Esta joven vivió cambios drásticos durante su instancia en está ciudad, pues estaba acostumbrada a usar shorts, camisetas y a soportar las altas temperaturas de Barranquilla. Le tocó comprar ropa para cubrirse de las fuertes heladas. La comida no fue ajena a estos cambios pasó de comer: arepas, empanadas, patacones y salchipapas, a comer Currywurst (salchicha alemana cocida o asada a la parrilla), Käsespätzle (pastas con queso y cebolla frita) y Schnitzel (carne apanada).

 

Betsy Villa (3).jpeg

 

La academia.

“Mi paso por la universidad fue muy bonito, tuve excelentes profesores de los cuales aprendí mucho. en mi promoción solo nos graduamos dos mujeres, así que siempre nos las pasábamos rodeada de hombres, que además de ser nuestros compañeros, nos protegían”, sostiene.

 

Esta barranquillera se define como una joven soñadora, curiosa, apasionada, dedicada a las cosas que le gustan y persistente ante las dificultades. Es hija única y extraña mucho a sus papás, amigos, la comida, la alegría de la gente, un domingo después de que Junior gane un partido; el ruido de un pick up en la calle, la puesta del sol todos los días, el mar y la brisa.

 

“Justo en estos momentos estoy atravesando el reto más grande: estudiar una maestría en un idioma que no es mi lengua materna, en el cuál debo aprender un vocabulario, atender las clases en alemán de temas complejos y estudiar mucho por mi cuenta”, dice.

 

Betsy se ha dedicado toda su vida a estudiar, por eso maneja cuatro idiomas. El próximo semestre viajará a España para realizar el segundo semestre de su maestría. Cuenta que se quedará en Alemania para hacer su doctorado, con la ayuda de otra beca, aunque todavía no tiene claro en qué tema, dentro de sus opciones se encuentran la robótica e inteligencia artificial.

 

“Siempre soñé con estudiar en el exterior y los que me conocen saben que siempre soñé con Alemania, pero no pensé obtener todo tan rápido. Dios me trajo hasta aquí y seguiré dando lo mejor de mí”, termina la joven. LLT

Publicado en Noticias Generales


La jornada laboral de este viernes empezó con cantos y una coreografía en gran parte de las dependencias de la Universidad Autónoma del Caribe y es que mañana, 6 de abril, se conmemora el Día Internacional de la Actividad Física, así que sigamos moviéndonos, pues la celebración apenas empieza y el fin va más allá de vivirlo solo una vez al año.

 

Fueron 10 minutos de una serie de pausas activas en las oficinas, desde las 9:00 de la mañana, liderada por el programa de Deporte y Cultura Física y dirigida por el profesor Jorge Gil de dicha unidad académica, acompañado por un grupo de alumnos para su animación y desarrollo.

 

Con estas visitas al área administrativa se busca resaltar la importancia de moverse y romper por un breve momento “con los hábitos sedentarios y qué mejor oportunidad para llevar a cabo esta iniciativa, aunque realmente la ocasión precisa sea el 6 de abril, pero por ser fin de semana se pone en marcha hoy”, dice Gil, docente del programa antes mencionado.

 

De acuerdo con Gil, el propósito es institucionalizar estas visitas para la sana y necesaria interrupción en la continuidad de las jornadas laborales, tomarlo como punto de partida para, posteriormente, hacer el tour por las diferentes oficinas de Uniautónoma por lo menos una vez al mes.

 

Día Internal de la Actividad Física.jpg

 

El propósito va más allá de combatir el estrés.

Entre los beneficios de tomar como costumbre estas pausas activas, aparte de incrementar la cantidad de oxígeno que entra al cuerpo y disminuir el estrés, está la producción de lipoproteínas, sustancia compuesta por proteínas y lípidos que transportan las grasas por todo el organismo, evitando la acumulación de ellas y así las enfermedades vasculares.

 

“Los últimos artículos y recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud, OMS, indican que lo más adecuado es que se haga movilización o una pausa en las actividades repetitivas y sedentarias cada dos horas. De ese modo se reduce los factores de riesgo que conllevan a sufrir enfermedades cardiovasculares y lo que tiene que ver con problemas isquémicos”, dice Gil después de su paso por la ORI con el propósito explicado.

 

Conforme Gil, si en una empresa no se hacen pausas activas, habrá repercusiones a nivel legal, pues en toda entidad en la que haya un equipo de trabajo mayor a 50 personas se debe desplegar estas actividades lúdico-recreativas de capacitación para evitar enfermedades crónicas no transmisibles, como las cardíacas, siendo esta la más relevante.

 

Día Internacional de la Actividad Física.jpg

 

Por su parte, Lupe García, fisioterapeuta y enfermera vinculada al departamento de Bienestar Universitario, concuerda con Gil sobre la importancia de tomarse su tiempo para dedicar un pequeño intervalo de tiempo a una actividad totalmente diferente a lo que se hace todo el día en una oficina, pues el hecho de hacer pausas activas es para que el trabajador pueda renovar su ánimo y recargue su disposición de hacer las cosas.

 

Para García, lo importante de estos espacios no es solo la relajación momentánea a través de la parte lúdica, sino también el descarte de otras consecuencias de permanecer sentado y tensionado en todo momento. 

“Por eso es que además del canto y los movimientos, se toma el peso e índice de masa corporal y la presión. El fin es ver si se está en su peso normal, qué tan propenso se está o si ya se presenta obesidad u obesidad mórbida”, termina García. JSN

Publicado en Noticias Generales

La Sala General, en uso de sus facultades estatutarias, expide el acuerdo 252-01 del 3 de abril de 2019, el cual modifica el reglamento de elecciones a representantes de profesores, estudiantes y egresados ante el Consejo Directivo de la Universidad Autónoma del Caribe; esto con el único propósito de suplir los vacíos presentados en el acuerdo 247-01, del 27 de febrero de 2019, y de ninguna manera modifica la esencia y el espíritu del mismo. Lo anterior propende por garantizar los principios de participación y transparencia que deben caracterizar los procesos democráticos, así como evitar indebidas interpretaciones.

 

Como consecuencia se hace necesario la modificación del calendario electoral y se invita a toda la comunidad académica a participar con entusiasmo en el proceso de elecciones el cual se desarrollará de la siguiente forma:

 

Cronograma de Votaciones.jpg

 

Para ampliar información accede desde aquí para conocer el Acuerdo. 

Para ampliar información del Decreto Rectoral presiona aquí

Las personas interesadas en postularse pueden postularse ingresando a http://elecciones.uac.edu.co

 

 

Publicado en Noticias Generales

“No te puedo decir una tarifa fija. Si, sé que, en promedio, un infuencer continental -que lo conozca el público hispano- puede cobrar por una publicación pequeña hasta mil dólares, que equivalen aproximadamente a 30 millones de pesos.No hay tarifas establecidas, en este negocio” afirmó Jorge Erazo, magíster en Educación y docente de Periodismo Digital.

 

El caso de Jenny Lizeth Ambuila Chará, hija de un funcionario de la Dian de Buenaventura, acusado de corrupción, ha causado revuelo en las redes por aparecer mostrando lujosos autos, viajes constantes y participando en los más famosos festivales de música electrónica en el mundo.

 

Según la joven Ambuila, el dinero con el que costeaba sus gustos y excentricidades eran financiados con lo que ganaba en las redes como influencer. ¿Será que este negocio da para comprar un Lamborghini de más de 300 mil dólares, el equivalente a cerca de 1.000 millones de pesos colombianos?

 

De acuerdo con Erazo, hay influencers colombianos, como Luisa Fernanda W, que por historia pueden estar cobrando alrededor de 4 millones de pesos. Pero eso depende de la llegada que tiene a la gente y de la audiencia a la que se dirigen. ¿Cuánto tendria que ahorrar un influencer colombiano para comprar un auto tan costoso?

 

Si comparamos el contenido de las redes de Ambuila con el de W. El de la primera no hay contenido ni publicidad alguna, solo posts de compras y viajes como cualquier persona del común, mientras que la segunda fue número uno en tendencia en YouTube con el video ‘Mi Regalo’, pues tiene 4.422.611 suscriptores.

 

Los dineros que financian a los influencers, en su gran mayoría, provienen de la publicidad de empresas que destinan un presupuesto para la difusión de sus productos. Antes este capital era destinado a los medios tradicionales, pero ahora, en su gran mayoría, son utilizados para la paga de los influencers.

 

Por otra parte, plataformas digitales como YouTube, Facebook e Instagram tienen en cuenta una serie de parámetros, para empezar a reconocer y financiar a los influencers. Dentro de estos se encuentran el número de suscriptores, las vistas y el contenido, entre otros.

 

“La vida que llevaba Ambuila no es posible para ningún influencer colombiano. Yo diría que ni Latinoamericano. Eso es común verlo en celebridades como las Kardashian y otros que son estrellas archifamosas. Pero, en este caso, es realmente imposible que lo que ella dice hacer le genere los ingresos que muestra”, recalca Jorge Erazo.

 

El también docente Guillermo Reyes está de acuerdo con el hecho de que “el ser influencer no da para costear una vida tan lujosa”. De hecho, señala que haciendo un contraste entre lo que tiene versus lo que ella realiza en el mundo, “un YouTuber no tiene semejantes recursos para lograr comprar todo lo que esta niña gastó”. “Entonces, sí, lógicamente hay un marco de sospecha que nos lleva a dudar hasta qué punto ese trabajo, realmente, puede generar tantos ingresos”, apunta Reyes, magíster en Informática Educativa.

 

¿Qué es un influencer?

Los influencers son personas que gozan de una popularidad y credibilidad en las redes sociales. Según algunos expertos en redes, estos juegan con los gustos de las personas y, a diferencia de los artistas, tienen más cercanía con sus seguidores, hacen cosas del común y, en algunos casos, brindan soluciones.

 

“Los influenciadores son personas que cogen fama por sí solas, con el desarrollo de producciones audiovisuales. Estos se van posicionando en el mercado de las redes sociales, a través de un proceso que va creciendo poco a poco y llega al punto de consolidarse” dice Reyes.

 

Los influenecers no son un grupo homogéneo, no hay una sola caracaterísticas o un manual para ser influencer y tener ingresos. Nada garantiza el éxito en las redes. Pero, si se quiere llegar a ser uno de ellos, se debe tener en cuenta: conocer la personalidad de la audiencia a la que se dirige y cómo es su modelo de negocio.

 

“Yo creo que el tema de los influencer no se ha estudiado lo suficiente, porque es algo que apenas está terminando de formarse. Si bien, lleva varios años, pero todavia no se ha establecido como un modelo de negocio”, aseguró Erazo. LLT

Publicado en Noticias Generales

La Oficina de Talento Humano informa a la comunidad de la Universidad Autónoma del Caribe que se encuentran disponibles vacante para:


Cargo:
Profesional Administrativo.

Área: Crédito y cartera.

 

Misión del Cargo: Responsable del cumplimiento de los parámetros establecidos en el convenio celebrado con el ICETEX y responder por los informes que de él se deriven.

 

Formación Académica: Profesional en carreras afines a ciencias administrativas y financieras e ingeniería industrial.

 

Formación Complementaria: Manejo del paquete de office, Técnicas de elaboración de informes de gestión y de conciliaciones financieras, conocimiento en el uso del internet e intranet.

 

Experiencia Requerida: Dos (2) años de experiencia en cargos similares.

 

La convocatoria interna estará abierta desde el 4 hasta el próximo 11 de abril del presente año. 

 

Empleados interesados deben diligenciar el formato Inscripción Convocatoria que pueden descargar de este enlace http://repositorio.uac.edu.co/handle/11619/3475 y enviarlo al correo .

Publicado en Avanza UAC

Según un estudio realizado en España y publicado esta semana en el diario El País, de Madrid, la mala ortografía y redacción se han tomado a las universidades de la Península Ibérica, lo cual es para preocuparse, de acuerdo con Inés Fernández-Ordóñez, miembro de la Real Academia Española (RAE) y catedrática de la Universidad Autónoma de Madrid.

 

En el reportaje antes citado se considera a la mala redacción y ortografía una ‘epidemia’ y, conforme con Fernández-Ordóñez, “nunca hubo un volumen educativo en España como el actual —el 41% de los jóvenes de 25 a 34 años tiene estudios superiores, frente a un 43% en la OCDE—, pero el nivel ortográfico de los graduados es muy mejorable. Y si los que enseñan cometen fallos, los escolares los repetirán” dijo la docente.

 

Sí, Fernández-Ordóñez podría tener razón en estar preocupada al respecto y es que a mayor preparación, se espera que mayor sea la destreza al escribir y al expresarse de cualquier manera. Por lo anterior, en la Universidad Autónoma del Caribe hemos decidido comprobar si la situación, aquí, es la misma que se da en las instituciones españolas de educación superior. Fue así que, inmediatamente después de conocer lo que está pasando, se inició la investigación para descubrir cómo estamos en este sentido.

 

¿Cómo es el nivel de redacción y ortografía de nuestros estudiantes?

De acuerdo con Ernesto Cantillo, ingeniero industrial, especialista en Mercadeo, magíster en esa misma área y docente de la facultad de Ingeniería, nuestros estudiantes “sí tienen mala redacción y mala ortografía. Sin embargo, algunos se salvan, pero otros…”, afirma.

 

Si a Cantillo le tocara calificar lo que escriben sus alumnos de uno a cinco, donde uno es el nivel más bajo de aceptación, “les pondría un tres, por coherencia y la expresión de las ideas”, agrega.

 

El también aspirante a doctor en Mercadeo considera que sí es necesario profundizar en el tema, pero “bajo otro tipo de metodología, porque la que se ha aplicado, hasta ahora, no ha dado resultado”, añade.

 

Por otro lado, Carlos Grande -publicista, también especialista, magíster en Mercadeo y docente de Uniautónoma, piensa que no se puede hablar de una epidemia y decir que todo el mundo tiene mala ortografía y mala redacción. De hecho, “son más los que escriben bien. Lo que pasa es que uno se alarma al ver fallas, pero podríamos estar prejuzgando a la gente que cometió un error que puede cometer cualquiera de nosotros”, señala.

 

No obstante su flexible opinión, Grande cree que sí hay que trabajar duro porque evidentemente no tenemos una ortografía perfecta y tampoco es aceptable que no la tengamos”, dice el profesor de tiempo completo de la Facultad de Ciencias Sociales y Humanas.

 

Según Grande, “el mal en quienes lo presentan no es culpa nuestra sino algo que viene mal desde el colegio. De todas formas, en la universidad se deben afianzar los talentos y tratar de perfeccionar lo que aún no lo está, pero, repito, una falla de este tipo la pueden tener hasta quienes escriben bien”, reitera el argentino e insiste que “sí hay un problema, pero no gravedad”.

 

Tal como lo considera Cantillo, Grande valora lo que sus estudiantes escriben con un 3.5 y concuerda con que se necesita fortalecer dicha área y tomar correctivos para pulir a quienes fueron mal enseñados en etapas anteriores “y ahora se están proyectando mal”, encima Grande.

 

Computador.jpg

 

La solución.

Alejandro Espinosa, licenciado en lenguas modernas y magíster en Lingüística, advierte que la mala ortografía –por ende, también la mala redacción- es un problema que se va incrementando y que la causa es la falta de lectura.

 

“Se pueden crear todas las estrategias y la manera de que el estudiante escriba, pero si no lee no podrá escribir ni una palabra”, sentencia el también profesor de tiempo completo en Uniautónoma.

 

Para Espinosa, “es necesario mantener un plan lector en cada asignatura que consiste en brindar a los estudiantes los textos para que los lean y los puedan discutir. De ese modo, también podrán adquirir las bases conceptuales y mejorar”.

 

Espinosa está de acuerdo en que la ortografía sí es un problema pero no es del todo grave, porque, por muy mala que sea, “no va a impedir que el estudiante escriba”.

 

Para el experto en lengua española, el problema es que, por no leer, “se desconocerán las reglas y no se sabrán cómo escribir las palabras”, especifica y también aconseja no centrarnos en las palabras sino en el pensamiento crítico, “lo que también se desarrolla leyendo”.

 

Para efectos de lo anterior, Espinosa sugiere leer dos obras. La primera: ‘La civilización del espectáculo’, de Mario Vargas Llosa. La segunda: ‘El imperio de lo efímero’, de Gilles Lipovetsky. Ambos textos describen la modernidad, al sujeto dentro de ella, al joven que le disgusta pensar, que no es positivo ni propositivo; que desarrolla una conducta enemiga del compromiso. “Las dos obras son una especie de espejo”, señala.

 

Leer un libro.jpg

 

Respecto a ese plan lector que menciona Espinosa, también afirma que todas las universidades y colegios están creando ese compromiso, “pero lo preocupante es que el estudiante esté en una dimensión diferente a la que debe estar y es por culpa del mal uso del Internet y del celular, pues es usado para pasar el momento y así empiezan a alejarse de la academia. Cada trabajo es un fastidio y un dolor de cabeza para ellos”.

 

Pese a lo dicho anteriormente, el docente añade que, en el caso de sus estudiantes, “no he visto errores ortográficos y debe ser porque saben que estoy más pendiente de detectarlos. Les pido madurez para presentar los trabajos. Sí, encuentro errores de índole conceptual, de coherencia e ilación, pero de diez solo uno es ortográfico”, detalla Espinosa, siendo consciente de las ayudas tecnológicas para la reducción de estos errores.

 

“Copiar y pegar es algo inevitable, pero se debe hacer con las debidas Normas APA. Eso es lo correcto”, señala el lingüista y asegura que no se puede hablar de ortografía perfecta, “porque nadie logra conocer su idioma al 100%. Incluso, el mismo Gabriel García Márquez corrigió ‘Cien Años de Soledad’, cuatro décadas después de haberla publicado”, aseveró.

 

Siendo esta la situación, entonces, qué es escribir bien: “plasmar un mensaje claro y preciso, de manera que quien esté leyendo lo pueda entender”, considera el docente y encima que se podría estar exagerando porque “la misma Real Academia Española da su brazo a torcer frente a errores que se repiten y así se contradice ese organismo, como en el caso del solo o el este que ya no se tildan, lo que termina confundiendo a los periodistas, escritores y a todo el que tiene por costumbre escribir, respetando cada acento, cada regla ortográfica”, explica Espinosa.

 

Leer es el antídoto para esta ‘epidemia’, según Espinosa. “No hay otra estrategia que nos ayude en ese sentido”, descarta el docente cualquier otra opción y manifiesta que no se puede escribir como se habla, porque “al hablar te puedes ayudar con los gestos para hacerte entender o para ayudar a que el mensaje no sea ambiguo. En cambio, al escribir no hay algo que puedas mostrar para evitar esas confusiones. Sólo queda escribir bien para que el contexto no sea alterado”, añade.

 

Para Espinosa, es posible que, con el tiempo, los errores del presente sean aceptados en el futuro como una evolución natural del español, así como ocurre con el inglés con palabras como ‘night’ (noche) que informalmente se escribe ‘nite’. “Somos sujetos activos, el habla es una evolución dinámica, pero, en el ámbito profesional sí se deben tomar correctivos, porque por un error en una sentencia –en el tema del derecho- se puede dar un mal veredicto, tal como pasaría con una coma mal puesta”.

 

Dispositivos móviles.jpg

 

Otro punto de vista, una misma solución. 

 

Para Antonio Donado, periodista y magíster en Educación, enseñar sintaxis es posible, “pero eso no garantiza el aprender a escribir”, considera el experto en métodos de enseñanza.

 

Según Donado, aprender a escribir está muy conectado con saber pensar. “Si no se aprende a organizar la mente, es muy difícil escribir claro, breve y con sentido.

 

Para Donado, también doctor en Educación, la culpa es de la gente que ha tomado a las redes sociales para ganarse la vida y alcanzar el éxito, pues, por ellos “muchos dicen que no hace falta leer libros bien escritos, que basta con saber ‘embutir’ las redes de lo que se nos ocurra. Total allí todo vale, y ya nadie le hace ‘mala cara’ a la mala ortografía, menos a la mala redacción”, complementa Donado.

 

Al final, Donado piensa que hoy conviven las dos ‘lenguas’: “la mal escrita, para las redes, y la bien escrita para quienes todavía lo notan”, termina. JSN

Publicado en Noticias Generales

La gaita, el tambor, las maracas y la flauta de millo, entre otros instrumentos, son las herramientas con las que cuentan los trece integrantes que actualmente componen el colectivo musical Caribe Tambó, todos vinculados a la academia en calidad de estudiantes de pregrado, egresados o funcionarios de la Universidad Autónoma del Caribe.

 

“Nuestra misión es difundir nuestra música folclórica de la Región Caribe y que la gente la conozca para que pueda apreciarla y al final defenderla”, dice Julio Romero músico con amplia trayectoria en la música popular y folclórica, quien es el director del grupo.

 

Es así que se produce cumbia, cantao, bullerengue, mapalé, chandé, seresesé, puya, son de negro y un algo de música de banda sabanera para amenizar desde eventos internos, que año tras año han hecho mover hombros y caderas en nuestras instalaciones, hasta en competencias regionales y nacionales.

 

Los logros de Unaiutónoma en este sentido.

De acuerdo con Romero, desde sus inicios, este grupo ha sido ganador. “Tanto es así que para el segundo año de tenerlo a mi cargo ganamos el primer puesto en el Reinado Nacional del Folclor, en Ibagué, Tolima, en 2001”, informa el líder y recuerda que en esa ocasión estuvieron acompañando a María Fernanda Kerguelen, en su representación del Atlántico en dicho certamen.

 

Desde entonces, “vinieron otros triunfos con otro primer puesto en Ibagué, esta vez por el distrito de Barranquilla, en 2002, con la candidata María Carolina González, estudiante de la universidad e integrante del grupo musical folclórico”, agrega el músico.

 

Nuevamente, en 2004, también en Ibagué, se obtuvo un segundo puesto y, “en 2009, fuimos invitados especiales al Festival de la Luciérnaga, que se realiza en Arauca, la cual fue una experiencia inolvidable para los estudiantes”, recuerda Romero.

 

En 2010, el grupo fue ganador a nivel regional en el Festival de Música Folclórica realizado en Sincelejo por Ascún. Como si fuera poco, en la edición de 2013 del mismo evento, en Montería, obtuvieron el tercer puesto. "Adicionalmente, hemos tenido la oportunidad de ser invitados especiales en el show central de eventos tan importantes como la Coronación de la Reina de la 44; festival de Son de Negro en Santa Lucía en repetidas ocasiones y en el Festival de Cumbia en El Banco, Magdalena, en el de Aguachica y en otros pueblos en los que también se celebra”, encima este profesional con más de 25 años de experiencia.

 

Otros detalles de Caribe Tambó.

El grupo de música folclórica se creó en el año 2000, por la necesidad que existía de acompañar al ya existente grupo de danzas. La primera presentación oficial fue la entrega del vestido a la Reina del Carnaval en febrero de ese año, en el teatro Mario Ceballos Araújo.

 

Según Romero, es difícil establecer una frecuencia con los estudiantes que participan en su equipo artístico, pues se les hace complicado seguir ya sea por las prácticas en empresas o porque deben dedicar cien por ciento a sus proyectos.

 

No obstante lo anterior, “gracias a Dios, el grupo siempre ha contado con integrantes muy talentosos con los cuales se pueden hacer grandes cosas. En cuanto a egresados, actualmente cuento con uno fijo, pero la relación con muchos que han participado se ha mantenido por años así que cuento aún con muchos de ellos dispuestos a colaborar cuando hay presentaciones muy importantes”, asegura el líder del colectivo.

 

Lo más reciente para Caribe Tambó fue la ambientación musical para la entrega del vestido a la actual Reina del Carnaval de Barranquilla, al Rey Momo y a los Reyes Infantiles, evento realizado en el Hotel El Prado, en febrero. Por el momento, el grupo está trabajando en la preparación de los temas para poder concursar en el Festival de Música Folclórica de 2019.

 

Sobre el beneficio que brinda a los estudiantes de Uniautónoma el ser parte de su grupo, Romero menciona la oportunidad de profundizar más en nuestras raíces, conocer otras ciudades, culturas y tener el sentido de pertenencia con nuestra universidad.

 

“También tienen la oportunidad de obtener un auxilio en el valor de su semestre del 50%, cumpliendo una serie de requisitos”, señala Romero quien tiene muy presente que gracias a Caribe Tambó su horizionte se han expandido y ha conocido varios países, lo que lo ha enriquecido "por la diversidad de expresiones culturales de países tanto de América como de Europa".

 

Eso se suma a su constante empeño por "cada día investigar y aprender más". "Esto me ayuda a brindarle a los estudiantes unos conocimientos para su formación musical acordes con las expectativas de la música popular tradicional y actual”, termina. JSN

Publicado en Noticias Generales

María Ruth Rincón vino a Barranquilla desde Bucaramanga, siendo tecnóloga en diseño de interiores. El pensum de la Universidad Autónoma del Caribe fue lo que la convenció de ingresar a nuestra institución y en 2017 se graduó como diseñadora de espacios.

 

“Investigué los programas del resto de universidades del país y supe que el más completo era este”, asegura. Ya con su título, Rincón empezó a trabajar en Kassani Diseños como administradoras de show room y creadora de amoblamientos.

 

Más tarde llega a Corona como asesora de diseño, sobre todo para la línea de cocinas y baños. Entre sus asignaciones estaba el apoyar a los asesores comerciales en el cierre de negocios. Luego llegó a Challenger para desempeñarse como asesora del canal constructor y, después, como directora regional.

 

Posteriormente, esta empresaria trabajó en Cor-Cerámica hasta junio de 2017, cuando decide crear su propio estudio de diseño bajo la marca Glück. “Se trata de una palabra alemana que significa felicidad y la razón por la que decido adoptarla como nombre de mi empresa es porque eso es lo que generan los espacios que intervenimos”, dice.

 

Rincón explica que su misión es crear experiencias basadas en los olores, la iluminación y todo lo sensorial. “Entrevistamos a nuestros clientes para conocer hasta lo más profundo de su ser y así recopilamos más material para trabajar y hacer que la propuesta de diseño sea exitosa. Algunos me han dicho, wow, es más de lo que esperaba”, sostiene.

 

De acuerdo con esta joven, a la Universidad Autónoma le debe el haber crecido en lo laboral, y resalta el acompañamiento de los docentes a los alumnos “Guardo contacto con mis profesores y también destaco lo mucho que ellos creen en los estudiantes, lo cual es necesario para enfrentarse a un mercado cada vez más difícil”, termina. JSN

Publicado en Noticias Generales

Desde la semana pasada se hizo viral en varias plataformas digitales una información que afirmaba que en WhatsApp y YouTube estaba apareciendo la cara de una mujer deformada, de ojos saltones y una boca enorme, que se hace llamar ‘Momo’. Lo aterrador, es que este personaje se valía del uso de mensajes subliminales incitando a los niños a suicidarse y retándolos a hacer algún tipo de actividad peligrosa.

 

“Alrededor del tema ‘Momo’ hay muchas teorías. La mayoría de los sicólogos podríamos estar muy de acuerdo con el hecho de que, sin duda, es importante ver los sitios web que visitan los niños”, explica Natalia Suárez, magister en Trastornos Cognitivos y del Aprendizaje.

 

Según detalla el sitio Fayerwayer, la imagen corresponde a una escultura que en 2016 se expuso en una galería de Ginza, en Tokio, Japón. Se estima que detrás de ‘Momo’ hay una persona común que utiliza esa fotografía para asustar a los niños. Aunque no se ha comprobado la veracidad o falsedad de la cadena, esta situación prende las alarmas a los padres de familia y la supervisión del tiempo que los niños pasan en redes sociales.

 

“Ese tipo de retos están ligados a varias cosas: problemas de personalidad de los niños, timidez y bullying, entre otros. Las personas que están detrás de esto miran el tráfico que va teniendo el niño en las redes, actividad que les va mostrando rasgos de su personalidad y es ahí donde se aprovechan de cualquier dificultad que tenga el niño, para manipularlos y hacer con ellos lo que se les dé la gana” comenta Elkin Sánchez, magister en Comunicación Digital.

 

Momo jóvenes.jpg

 

Los retos virales y su consecuencia en los niños, expertos hablan sobre el tema.

“El celular es una gran estantería que te permite tener acceso a información de todo tipo. La educación de un niño empieza con los valores y actitudes que le inculcan sus padres. De la misma forma que fueron criados los padres así mismo educaran a sus hijos” asegura Sánchez, quien también Coordinador del Centro de Medios de la Universidad Autónoma del Caribe.

 

Los riesgos a los que están expuestos los niños son muchos, según los sicólogos. No existe una documentación que diga específicamente a qué edad hay que entregarle un teléfono celular a un niño. Es por eso que los expertos recomiendan darle buen uso a esas herramientas tecnológicas.

 

Cuenta Natalia Suárez que las consecuencias que trae a largo plazo, en definitiva, que un niño esté expuesto constantemente a estos dispositivos tecnológicos, son varias. Dentro de ellas se encuentran el padecimiento de insomnio y otras dificultades parecidas.

 

“Esta es una temática bastante preocupante. El uso de las tecnologías, en el contexto educativo, familiar y de entretenimiento son fantásticas, pero como papás debemos establecer un vinculo con el niño para que él nos cuente que es lo que está viendo”, dice Suárez, docente adscrita al programa de Sicología de Uniautónoma.

 

Por otra parte Elkin explica que estos comportamientos también se deben a que los niños de esta generación, “son hijos de padres jóvenes que no comprenden el mundo alejado de la tecnología. Los niños ven en la tecnología una forma de entender, aprende y de ser en la sociedad, por tanto, este estilo de vida se traslada casi manera automática a ese niño que se està creciendo del 2010 para acá”.

 

Así mismo la sicóloga argumenta que para los padres jóvenes es mejor la calidad del tiempo con sus hijos, cuando lo realmente importante es la cantidad. “Los niños necesitan más cantidad de tiempo que calidad, hay que saber darle buen uso al celular y no dárselo para que dejen de hacer pataletas”, indica.

 

Niños con celular.jpg

 

Recomendaciones.

“Los padres debemos vigilar a nuestros hijos, no montándoles una vigilancia policíaca. Pero, si una donde sepamos qué información y aplicaciones utilizan y consumen. Hay muchas Apps que ofrecen esto, una de ella es Family Link, esta le permite a los padres restringir aplicaciones, videos y a la vez supervisan el tráfico que tiene tu hijo en estos sitios”, aseguró el coordinador.

 

Otra de las recomendaciones vista desde el campo de la sicología, es el establecimiento de horarios, lo que que implica tener la responsabilidad de darle un aparato electrónico a un niño.

 

“Para mí la edad idónea para darle un celular a una persona es cuando la mayoría de edad, esta es más responsable de sus actos y a esa edad su cerebro está más maduro. Pero, ¿Qué es lo primero que regalan de cumpleaños los padres regalan a sus hijos? Un celular, quizás mejor que el que tú y yo tenemos”, asevera la entrevistada.

 

Padre y Niño con Celular.jpg

 

Por otra parte, Natalia considera que en ocasiones los padres de familia no se detienen a leer o a examinar específicamente que es lo que está pasando con estas informaciones virales. “Cuando algo se vuelve viral hay que conocer cuál es el soporte teórico y qué hay detrás de esas noticias que hacemos virales y terminan repercutiendo sobre los niños”.

 

“No conviertan a sus hijos en unas personas que solitariamente seleccionan lo que quieren ver o consumir, oriéntenlos, no dejen que todo se los explique el celular porque al final el niño reemplezará al padre por un celular y eso no es lo que se quiere”, aconseja Elkin Sánchez. LLT

Publicado en Avanza UAC

La Universidad Autónoma del Caribe sigue escalando a posiciones importantes en los principales rankings internacionales, gracias a su excelencia académica, al trabajo de su cuerpo docente y a las investigaciones de los estudiantes. 

 

Sapiens Research, reconocida firma consultora, publicó su más reciente clasificación de universidades públicas y privadas en Colombia, denominada Ranking U-Sapiens, según sus indicadores de investigación, y en ella está la Universidad Autónoma del Caribe.

 

En la medición sólo aparecen 74 Instituciones de Educación Superior (IES) que alcanzaron los parámetros para ser medidas. Uniautónoma se ubicó en el puesto 38, subiendo tres escalones con respecto a la medición publicada el año pasado. 

 

El Ranking U-Sapiens es la clasificación de las mejores IES colombianas según indicadores de investigación, único reconocido por Colombia ante el observatorio internacional IREG. Este escalafón se publica cada semestre desde el año 2011. En esta versión 17 se analizaron todas las IES activas del país (360), entre sedes principales y seccionales, tanto del sector oficial como privado. 

 

Las variables analizadas fueron las siguientes: 

- Revistas indexadas: criterio con base en el Índice Bibliográfico Nacional – Publindex.

- Posgrados: número de maestrías (o equivalentes, como las especialidades médico-quirúrgicas) y doctorados activos que pueden recibir estudiantes nuevos, de acuerdo al Ministerio de Educación Nacional.

- Grupos de investigación: número de colectivos categorizados por Colciencias.

 

Para la Universidad Autónoma del Caribe es fundamental construir conocimiento y desarrollo a partir de la investigación, como parte de su formación misional. Es por eso que dentro de sus líneas estratégicas está la incentivación de las ideas innovadoras de los estudiantes y docentes.

 

Sapiens Research es una firma de consultoría constituida legalmente en Colombia desde hace más de quince años, tiempo en el cual han publicado distintos tipos de estudios, reportes y clasificaciones derivados de análisis sobre las dinámicas de la educación e investigación de las instituciones de educación media y superior del país.

 

Publicado en Noticias Generales
Suscríbete a las notificaciones

Administra tus Notificaciones