MENÚ
VIGILADA MINEDUCACIÓN
SNIES 1804
+57 (605) 3853400

Desde el sexto piso de posgrados de la Universidad Autónoma del Caribe se llevó a cabo el conversatorio: REVOLUCIÓN 4.0, TRANSFORMANDO NEGOCIOS EN LA ERA DIGITAL, un encuentro presencial y virtual, en el que se socializó con los empresarios el método Q, proveniente del libro ‘El Salto Quántico’, que explica cómo transformar un negocio en el contexto de la cuarta revolución industrial, apoyado con herramientas digitales y cambios desde el ser, brindando lucidez para emprender el camino, en el que los empresarios descubrirán un nuevo valor y un modelo de negocio que transformará la vida de sus clientes y los llevará a dar ese gran salto.
EL espacio académico fue instalado por Gustavo Rodríguez Albor, Miembro del Consejo Superior y Director de Extensión y Proyección Social de la Universidad Autónoma del Caribe, quien apuntó al correcto uso del término digital, el cual, “requiere de una mejor definición y reflexión, escenario que nos permitirá profundizar y utilizar el término de mejor manera en el marco de la búsqueda de estrategias empresariales”.
El evento también contó con la participación de Javier García, coautor del libro El Salto Quántico: No es transformación digital sino transformación de negocio; Carlos Gómez, docente de Transformación Digital; Cecilia Arango, Comisión Regional de Competitividad e innovación del Atlántico y, Jairo Castañeda, director ejecutivo de la Corporación Cientech.

Panelistas


El conversatorio estuvo moderado por Felipe Zapata, jefe de Investigación y Desarrollo de la Cámara de Comercio de Barranquilla, quien al inicia desarrolló una introducción con cada uno de los invitados, acerca del significado de la transformación digital en las organizaciones. Seguidamente, se habló sobre la importancia de dichos espacios, que permiten “generar un estímulo para que todos los estudiantes, empresarios, docentes y miembros de la comunidad tengan un impulso adicional para llegar a la meta de la transformación digital”.
Por su parte, Cecilia Arango, en medio de su intervención apuntó a aquello que deben superar las compañías públicas y privadas para acercarse a una transformación, entendiendo que existen unas barreras muy fuertes para el proceso de innovación, con paradigmas que se deben romper como: el temor al cambio, sentido de pertenencia, estabilidad en el tiempo, barreras culturales, agregando que, “El gran reto es cómo articulamos y ponemos al servicio nuevas tecnologías para articular al público y al privado para ver al estado como uno solo, lleno de procesos altamente efectivos. Generando relaciones de confianza”.
Siguiendo la línea temática Javier García, coautor del libro el salto cuántico mencionó que “Lo que en realidad necesitan las empresas son estrategias en la era digital” entendiendo que la tecnología es el medio que permite ser un habilitador, para que la empresa surja y comience a crear valor sobre sus sectores. Jairo Castañeda, director ejecutivo de la corporación Cientech, afirmó que “Primero debemos Pensar en estrategia, modelo de negocio y personas y tecnología”.
Finalmente, el Dr. Pablo Bonaveri, Director de Investigación y Transferencia de la Universidad Autónoma del Caribe, agradeció por la participación de los convocados y asistentes, concluyendo que “en esta cuarta revolución industrial, lo importante es dar ese salto cuántico, entendiendo que la tecnología es una herramienta para lograr ese fin, que es emplear ese método con éxito”.

 

Publicado en Noticias Generales

El II Foro Norte Teoría y Práctica del Buen Gobierno: Democracia y Desinformación dio inicio este jueves 4 de marzo, a las 9:30 de la mañana con el primero de los cuatro paneles establecidos, el cual fue denominado ‘Comunicación en las redes y propaganda oscura: ¿Libertad de expresión o de agresión?’.

 

El evento, organizado por la firma Pava & Díaz Arana en compañía de la Universidad Autónoma del Caribe como aliado académico, se realizó en el Cubo de Cristal de la emblemática Plaza de la Paz, en la ciudad de Barranquilla, con todo el despliegue de la producción de esta Casa de Estudios. La transmisión simultánea fue por la página de Facebook de Uniautónoma, el canal de YouTube de Pava & Díaz Arana Abogados, y la página www.pavadiazarana.com/foro-norte.

 

El tema central de este año es la democracia y desinformación por lo que se presentaron grandes personalidades del sector periodístico, académico, empresarial, líderes de opinión y autoridades.

 

Por supuesto, en la jornada intervino el rector Mauricio Molinares Cañavera, quien afirmó que“las universidades puede que no tengan la capacidad de resolver problemas de la humanidad, pero sí, de llevar soluciones ante las circustancias y dificultades que se presenten en el entorno”. Por otra parte, destacó el escenario de la Plaza de la Paz mencionando que representa a la ciudad y a la esencia Caribe.

 

Además, manifestó que tener cuatro paneles de lujo y a la Universidad Autónoma del Caribe como aliado acádemico no es solo por su presencia y por la producción, sino también con el fin de que desde el encuentro se busquen herramientas y surgan compromisos que incluso puedan ser consultados a futuro.

 

Indicó que una de las formas de aportarle al país es respetando a las personas, pero también con la buena educación mediante el ejemplo, y asumiendo el compromiso de responsabilidad, ya que la libertad de expresión no puede constituirse en libertad de agresión.

 

El primer panel, estuvo moderado por la periodista Alejandra Villamizar y contó con la participación de Sergio Fajardo, ex gobernador de Antioquia; Paloma Valencia, senadora de la República; Mauricio Pava, de Pava & Díaz Arana; Juan Fernando Cristo, ex ministro del Interior; Óscar Montes, periodista, y Juan Carlos Echeverry, ex ministro de Hacienda y Crédito Público.

 

Villamizar abrió el foro diciendo que no es un tiempo muy agradable ni el mejor para ejercer el periodismo y la política, "debido a que son dos de las funciones que en redes sociales tienen una especie de anarquía". Aseguró que es un cambio de era "en el que no hay otra opción, sino acomodarse en estos tiempos y que los medios tienen un reto muy importante en la información y en la democracia". Seguido a esto, preguntó a los participantes ¿Cómo se van a enfrentar ante la propaganda oscura y la comunicación en las redes?

 

En el orden de los panelistas, Sergio Fajardo expuso que conozcía "gran cantidad de mentiras y trampas y con el mundo digital se facilitan las cosas para que se puedan compartir muchas más”. Indicó que está presente la política del ‘todo vale’, en la que el fin justifica los medios y en donde se tiene que ganar sin importar cómo, "dicho objetivo es dañar, y la principal afectada es la verdad ganando la mentira y perdiendo la democracia".

 

"Se ve entonces el reflejo de la corrupción y la fatalidad para Colombia, dado que la política de rabia y resentimiento conduce a más violencia y es por eso que en ocasiones llega al poder la corrupción", expresó el exgobernador.

 

A su turno, Paloma Valencia mencionó que difería de la opinión de Fajardo. "No creo que alguien se levante a decir que va hacer algo para dañar o decir mentiras para ganar” esto, asegurando que a su parecer "el cambio tecnológico dio otra percepción acerca de lo que en realidad es verdad". Enfatizó en lo que está pasando con la ciencia, cuando la gente creía completamente en ella y "ahora ha dejado de ser así como por ejemplo en el caso de las vacunas contra la covid-19".

 

Por otra parte, la panelista dijo que hemos dejado “de oirnos porque solo nos interesa estar con el que piense igual a nosotros, pero no miramos el resto de los argumentos”, indicando además que la política responde el ¿Cómo? Y no el ¿Qué? por lo que según Valencia "debemos volver a preguntar el cómo a los politicos y conocer sus visiones para poder elegir de manera adecuada".

 

Seguido a esto, Óscar Montes en su intervención manifestó que “el monopolio de la informacion se rompió con las redes sociales y hay que llamar la atencion de los abusos que se estan presentando en estos medios”. Montes hizo énfasis en que hay gran diferencia entre la libertad de expresión y el abuso, debido a que la gente ve las redes sociales como un canal para insultar.

 

Juan Carlos Echeverry indicó que la novedad es la gran cantidad de información que hay hoy en día y aseguró “que la tecnología le tenga ventaja a la democracia puede tener ciertas desventajas porque la gente escucha solo a los que piensan igual”. Igualmente, dijo que en las redes sociales hay gran potencial y preguntó ¿La democracia aguantará el tsunami de la información? Por último, mencionó que "se debe recuperar la verdad e implementar un mecanismo para corregir los errores y utilizar lo bueno de las redes dejando a un lado lo malo".

 

En una segunda intervención, el panelista Juan Fernando Cristo manifestó que “la discusión de hoy la vamos a tener siempre, porque hoy en día el vehículo son las redes sociales y eso hay que aceptarlo”. Dijo que se debe separar la verdad de la mentira y que el problema no es la polarización y confrontación de ideas, sino la ofensa". Además, afirmó que la ética en las campañas políticas y gobiernos "está en el manejo de las redes sociales, pero que en Colombia no hay capacidad de sostener un debate sin dejar a un lado los insultos".

 

Cerrando este panel, Mauricio Pava señaló que “la libertad de expresión es fundamental para la democracia, pero con límites”. Asegurando que la información "no puede ser para destilar odio y afectar la dignidad de otras personas". Igualmente, indicó que "hoy en día la verdad no se defiende sola, hay que sustentarla con el compromiso genuino, educación ciudadana, alfabetización, autorregulación regulada y con la ética". MMG

Publicado en Noticias Generales

El mundo cada vez es más cambiante. La acelerada evolución tecnológica ha permeado las profesiones obligándolas a adaptarse a las nuevas condiciones. Y una de esas profesiones que sin duda ha sentido más los vientos huracanados de los avances tecnológicos es la comunicación y el periodismo. Las nuevas generaciones parecen tener una desconexión con lo análogo y tradicional. Viven sumidos de manera frenética en un mundo digital que los seduce, los absorbe y en el cual interactúan, se comunican, se informan, se educan y escriben.

 

Esto presenta un panorama de nuevos consumidores. Jóvenes que no disfrutan de leer un periódico físico y que denotan poquísimo interés por la televisión y la radio tal cual la conocemos: prefieren la navegación en la que escogen sus series y películas favoritas y saltan aleatoriamente buscando noticias de su interés en cualquier parte del mundo: la aldea global, hoy más que nunca, es una realidad gracias a Internet.

 

Así mismo, el ejercicio del periodismo también está cambiando. Los periódicos tradicionales han mutado a “metamedios”, esos que, aparte de su tradicional presentación que vocean en las calles, poseen portales donde confluyen diversas piezas periodísticas en distintos lenguajes audiovisuales: un esfuerzo por seguir existiendo y atrapar la atención de nuevos lectores.

 

Sin embargo, las exigencias éticas y las que certifican la calidad de los productos periodísticos deben ser aún más fuertes. Porque si bien hoy es más fácil llegar a las fuentes por la maravilla de la nueva comunicación digital y sus redes sociales, también la prensa puede volverse más susceptible a ser engañada. No es gratis que lo que llamamos ahora como “fake news” sea un mal de todos los tiempos, pero por las mismas características mediáticas de hoy, esas noticias falsas se difunden a la misma velocidad y proporción de las verdaderas.

 

Esos mismos medios –todos sin excepción—sufrieron en carne propia lo que se puede llamar “un asalto a la buena fe”. El sonado “caso Tarantino” ya suficientemente conocido en la ciudad, el país y el mundo por su repercusión en las redes, ha disparado todas las alarmas en los medios por la aparente facilidad de que una mentira haya sido asumida como verdad por el simple hecho de que la información parecía venir de “una fuente confiable”.

 

Las fuentes saben que hoy lo llamativo es replicado sin cesar y, de hecho, puede jugar con la buena fe de los medios. Esto quiere decir que hoy más que nunca las reglas elementales del periodismo de siempre, deben agudizarse. Verificar, constatar, sospechar, ahondar, contrastar deben ser verbos que se conjuguen en acciones que eviten que no solo los medios, sino la comunidad en general, sean engañados.

 

Es un compromiso de los Programas de Comunicación Social- Periodismo y de las Facultades de Comunicación del país, de hacer un llamado a la reflexión sobre el rol del periodista de los nuevos tiempos y el rol, por supuesto, de los medios en las épocas de las redes sociales.

 

Desde la Facultad de Ciencias Sociales y Humanas y su programa de Comunicación Social Periodismo de la Universidad Autónoma y el apoyo del “Laboratorio de Periodismo Álvaro Cepeda Samudio”, la Uniautónoma amplía el debate e inicia un ciclo de conversatorios que girarán sobre el oficio de los periodistas y los medios en los tiempos de un nuevo periodismo.

 

Es así como el próximo miércoles 20 de marzo desde las ocho de la mañana se llevará a cabo el conversatorio “Retos y amenazas de un nuevo periodismo: el caso Tarantino” que contará con la presencia de los periodistas Oscar Montes, ex - editor de El Heraldo, columnista y panelista de Blu Radio; Martín Tapias, director de noticias de Caracol Barranquilla; Wilhelm Garavito, redactor y columnista de ADN; Humberto Mendieta, columnista y director de noticiero regional y el profesor y periodista Jaime de la Hoz Simanca con la moderación del docente y columnista de prensa Anuar Saad.

Publicado en Noticias Generales